Que Es La Vitalidad?

La vitalidad es un estado de estar lleno de energía y vida. Requiere fuerza física y vigor mental. La vitalidad es un rasgo importante que te permite crecer y vivir continuamente una vida útil. En esencia, la vitalidad significa estar energizado, saludable y completo. La vitalidad juega un papel muy importante en la vida de las personas.

El diccionario la define como la correcta combinación de la fortaleza física y mental, lo que indica que el individuo posee un equilibrio entre el cuerpo y la mente.

  • Algunas características de vitalidad
  • Energia alta
  • Inteligencia emocional
  • Optimismo
  • Una mentalidad de crecimiento
  • Fuerza física y resistencia
  • Conciencia de las necesidades y deseos de su cuerpo.
  • Atención plena

Como puede ver, ser vital es una parte crucial de la salud y el bienestar en general.

La fortaleza física lo va a ayudar a realizar las tareas diarias, mientras que la fortaleza mental lo va a ayudar a procesar de manera positiva lo que le sucede en su vida. La vitalidad es como las personas manifiestan su energía. Como dice Martha Graham: “Existe la vitalidad , la energía que se manifiesta a través de la acción, y porque usted es único, la manifestación y expresión de la misma es única”.

La vitalidad es obvia en las personas jóvenes, que tienen todo el tiempo y energía en el mundo en todo lo que encaran . Están llenos de energía y la quieren compartir constantemente. Sin embargo, a medida que el individuo madura, comienza a perder su vitalidad. El trabajo y las responsabilidades comienzan a agoviarlos de tal manera que ya no viven su vida con alegría sino que con obligaciones. Comienzan a tener una actitud pesimista y con el tiempo aparecen manifestaciones en el físico afectando su salud.

Gradualmente su vitalidad declina y comienzan a desarrollar una actitud de “perdedores”. Sin embargo, la buena noticia es que todos podemos recobrar la vitalidad que tuvimos en la juventud. Por su puesto el envejecimiento va a producir efectos en el cuerpo, pero debemos mantener una nutrición apropiada y pensar positivamente. Como el dicho que dice: “Usted es tan viejo como piensa que es”.

Cómo construir vitalidad

Dormir lo suficiente Te sorprenderá que el sueño esté primero en la lista. ¿No es la comida y el ejercicio lo más importante? En realidad no. Recuerde, ser vital significa tener la energía para asumir la vida. Es bastante difícil reunir la energía para hacer algo cuando no duermes bien. También notamos que la vitalidad no es solo física; Es mental y emocional. No podemos estar en la cima de nuestro juego cuando estamos física, mental y emocionalmente agotados. Por lo tanto, dormir de 6 a 8 horas cada noche es el primer paso crucial para desarrollar la vitalidad.

Reduce el estres El siguiente paso es reducir el estrés. Es bastante difícil concentrarse o funcionar cuando estamos abrumados por los muchos factores estresantes de la vida. Si bien no siempre es posible evitar el estrés, sí es posible manejarlo. Puede reducir el impacto que el estrés tiene en su cuerpo y mente al aprender a relajarse.

Comer bien. La nutrición es la base para sentirse bien. Desarrolle su vitalidad nutriendo su cuerpo con alimentos saludables y vibrantes. Alimentos que lo ayudarán a sentirse lleno de energía y satisfecho, no alimentos que lo harán pesado o con niebla. Obtenga la mayoría de sus alimentos de frutas y verduras, granos integrales, proteínas de alta calidad y grasas saludables. ¡Solo asegúrate de guardar un poco de espacio para el postre!

Moverse diariamente.  Mencionamos que vitalidad significa ser fuerte y estar en buena forma física. Sin lugar a dudas, el ejercicio diario lo ayudará a obtener la fuerza, la resistencia y la energía que necesita para sentirse más vital. También mejorará su estado de ánimo y mantendrá su mente aguda y enfocada. Sea agradecido y positivo

La gratitud y la positividad son dos aspectos esenciales de la vitalidad emocional. Sin ellos, eres negativo, deprimido y pesimista. Puedes practicar ambos a diario. Practique la positividad durante todo el día dándose afirmaciones positivas. Cada vez que note que los pensamientos negativos consumen su mente, sustitúyalos conscientemente por otros positivos. La gratitud es una excelente manera de comenzar y terminar el día. Tómese un par de minutos para escribir tres cosas por las que está agradecido por la mañana y nuevamente por la noche. Esto te ayuda a despertarte e ir a dormir con un corazón lleno de gracias.

La clave para mantener la vitalidad es mantener el cuerpo y la mente activos y de esta manera usted podrá mantener la energía que necesita para enfrentar la vida diaria.